fbpx
logo ito

Esta historia comienza con una patineta. No cualquier patineta, una patineta muy específica. Nadie lo sabía en ese momento, pero cuando los padres de Bryan Arii compraron esta patineta para su hijo de 5 años, estaban sentando las bases para toda su vida.